En el marco del proyecto "TAP Juntos contra la pobreza" se analizaron los aspectos económicos y sociales de la pobreza y la exclusión social. Uno de los elementos fue el análisis de las tasas de salario mínimo en los países seleccionados de la UE.

Seis países, entre ellos Estonia, España, los Países Bajos, Polonia, Rumania e Italia [1], fueron estudiados en el proyecto. El análisis se basó en la base de datos de EUROSTAT durante los años 2004-2015, tomando como base el 1 de enero de cada año. El salario mínimo más alto se registró en los Países Bajos que tiene como promedio 1,4 miles de euros. La tasa más baja registrada fue en Rumanía, donde en los dos últimos años fue de 200 euros.

Gráfica 1. El salario mínimo para los años 2004 2015 en los países seleccionados de la UE

Source: EUROSTAT

Algunos de los hogares pertenecen al grupo de los hogares caracterizados por el bajo nivel de trabajo, lo que puede dar lugar a ingresos muy bajos. Tener hijos es un factor conductor, aunque que no como norma general. Una intensidad de trabajo muy baja, es más frecuente en los hogares sin hijos (Gráfico 1).

Gráfico 1. Hogares con intensidad baja o muy baja de trabajo (en %)

 

País de residencia Hogares con hijos Hogares sin hijos
Muy bajo bajo Muy bajo bajo
Estonia 2,2 2,9 4,6 1,8
España 5,2 5,0 7,2 4,2
Países Bajos 1,9 2,0 5,8 2,3
Polonia 1,9 4,5 5,5 3,3
Rumanía 1,9 4,2 4,0 1,9
Italia 3,4 4,7 3,5 3,6

Source: EUROSTAT, figures for 2013

El porcentaje total de hogares con baja o muy baja intensidad de trabajo, con hijos o no en Estonia ascendió al 11,5%. En España fue de 21,6%. En los Países Bajos fue inferior pero ascendió a 12%, en Rumanía la situación fue muy similar. En Polonia e Italia fue del 15,2%.

Notas a píe de página:

[1] [1] Las estadísticas no registran salario mínimo en Italia.